El buen clima, la progresiva recuperación económica o la larga esperanza de vida son algunos de los factores que hacen de España un país atractivo para invertir en inmuebles. De hecho, el mercado inmobiliario– junto con el turismo y la restauración –es uno de los grandes motores económicos del país. Por eso, existen permisos de residencia para invertir en España que tienen un procedimiento sencillo para los inversores extranjeros.

Tenemos que tener en cuenta que invertir inmuebles en España es más barato que en otros países y, si a este factor le añadimos que desde los años 80 la población extranjera llega cada vez con más intensidad, nos encontramos con una economía en constante búsqueda de nuevas formas para ofrecer la mejor adaptación a los nuevos residentes.

Con todo esto, el 28 de septiembre de 2013 entró en vigor la Ley de apoyo a los emprendedores y su internacionalización, una ley de residencia por inversión inmobiliaria dirigida a inversores, emprendedores, personal altamente cualificado, formación e I+D+I y traslado intraempresarial con el objetivo de favorecer la movilidad internacional de profesionales y de aquellos que inviertan en propiedades inmobiliarias.

En este marco nace el programa Golden Visa España, una de las formas más fáciles de conseguir la residencia española.

¿Qué es la Golden Visa?

El programa del visado dorado permite a los ciudadanos no europeos conseguir la residencia para invertir en España durante 1 año y con posibilidad de renovación. Entre los beneficios más destacados del visado vemos que no requiere la permanencia en el país (de más de 183 días), es decir, tendrás que visitar el país únicamente de forma puntual.

Además, con la Golden Visa tendrás libertad de movimiento por todo el espacio Schengen, podrás solicitar la residencia para tu esposo/a e hijos y tendrás derecho a trabajar en el país.

El programa Golden Visa España preserva toda garantía que resulta esencial para la seguridad de la sociedad y el sostenimiento de los servicios públicos con el objetivo de fomentar la cultura emprendedora, crear un entorno favorable a la actividad económica y facilitar la entrada de inversión y talento.

Un proceso fácil y ágil

Para obtener el visado deberás invertir un mínimo de 500.000 € en un inmueble español. De esta manera, obtendrás el visado por un año y luego, si se mantienen todos los requisitos, un permiso de residencia con vigencia de dos años prorrogables.

La solicitud de la Golden Visa España se tiene que presentar ante la embajada o consulado de España correspondiente al país de residencia del inversor.

Requisitos para la residencia en España

Para poder tener el visado deberás cumplir una serie de requisitos:

  • Realizar, al menos, una inversión en España.
  • Ser mayor de 18 años.
  • Ser un inversor extranjero.
  • Presentar el certificado de antecedentes penales.
  • Contar con los recursos necesarios para hacer frente a los gastos durante tu residencia.
  • Contar con un seguro público o privado con una entidad aseguradora autorizada.
  • Abonar la tasa por la tramitación del visado.

Otros visados

A parte de la Golden Visa, existen otros tipos de visados de residencia para invertir en España, entre los que destaca el Visado de Residencia para Inversores de Capital o RIC. Lo podrás obtener si realizas una inversión inicial de mínimo 2 millones de euros en títulos de deuda pública española, si inviertes 1 millón de euros en acciones o participaciones de empresas españolas, un millón de euros en fondos de inversión o 1 millón de euros en depósitos bancarios españoles.

Además de los requisitos necesarios para la Golden Visa, también deberás acreditar haber realizado la inversión en el importe mínimo exigido en un plazo no superior a los 60 días anteriores a la presentación de la solicitud.

Si estás pensando en buscar residencia para invertir en España y necesitas asesoramiento legal para facilitarte los trámites administrativos, ¡no dudes en contactar con nosotros!