Golden Visa Europe

En un mundo cada vez más globalizado, parece que las fronteras empiezan a desaparecer en Europa gracias a las Golden Visa Europe. Estos programas de visado dorado ofrecen a los extranjeros la residencia en un país europeo a cambio de una inversión en bienes inmuebles.

En los últimos diez años, la Unión Europea ha recibido 6.000 nuevos ciudadanos y 100.000 nuevos residentes. Este método de inversión ha captado un total de 25.000 millones de euros y España, junto a Grecia y Portugal, es uno de los países que le ha sacado más partido a las Golden Visa Europe.

De hecho, España –junto al Reino Unido, Portugal, Grecia y Letonia– es uno de los estados que más Golden Visa ha ofrecido en la última década. Uno de los principales atractivos de los visados de oro que ofrece España es la cantidad de dinero a invertir (500.000 euros) que, comparado, por ejemplo, con Gran Bretaña (2 millones de euros), queda por debajo de la media de otros países europeos.

Gracias a estas transacciones, inversores de todo el mundo pueden conseguir la ciudadanía para ellos y sus familiares, además de poder moverse libremente por el espacio Schengen y acceder, en algunos casos, a exenciones fiscales, oportunidades educativas, libertad de viajar con el pasaporte de ese país y retornos de las inversiones.

Derecho a vivir y trabajar en España

Como hemos dicho, uno de los países más activos en la concesión de visados por inversiones inmobiliarias ha sido, sin duda, España. Esto es debido a la Ley de emprendedores del 2013 donde se enmarcó, precisamente, la Golden Visa España.

Acceso libre a los 26 países de la zona Schengen 

La zona Schengen es un conjunto de 26 países europeos que han abolido los controles de inmigración y pasaporte en sus fronteras comunes. De esta manera, es como si el funcionamiento fuera de un único país a nivel de viajes internacionales, con una política común de visados.

Actualmente, este espacio está conformado por: España, Francia, Alemania, Austria, Bélgica, Dinamarca, Estonia, Finlandia, Grecia, Hungría, Islandia, Italia, Letonia, Lituania, República Checa, Liechtenstein, Luxemburgo, Malta, los Países Bajos, Noruega, Polonia, Portugal, Eslovenia, Eslovaquia, Suecia y Suiza.

Derecho a trabajar

Con la obtención de la Golden Visa, el inversor y sus familiares tendrán derecho a trabajar en España, y no tendrán que permanecer en el país por más de 183 días, con visitarlo de forma puntual tendrán suficiente.

Otro de los atractivos del visado de oro español es su bajo precio ya que, junto con Grecia, el coste de inversión es de los más bajos de Europa.

La Golden Visa en Grecia, una de las opciones más populares 

La crisis de 2009 que hundió los precios en Grecia permitió llevar a cabo un programa de reformas, y la Golden Visa ha tenido un papel crucial entre las claves del resurgimiento de Grecia. El visado de oro griego otorga un permiso de residencia de cinco años por una inversión de 250.000 euros; la cifra más baja de la Unión Europea.

Otro de los factores que hacen de Grecia uno de los mejores países para invertir es la bajada de precios inmobiliarios. La compra de una propiedad en la costa o en una isla de Grecia, nunca había sido tan atractiva como ahora.

El mercado inmobiliario griego vive sus mejores momentos ya que se está estabilizando y se encuentra en constante desarrollo. La Golden Visa, junto al turismo, hace que Grecia vuelva al juego con más fuerza que nunca convirtiéndose en el primer país con más inversión extranjera en 2018.

Si quieres obtener la Golden Visa y necesitas asesoramiento, no dudes en contactar con nosotros.

¿HABLAMOS?